EL PODER DE TUS PALABRAS

Miguel Ruiz, en su libro LOS CUATRO ACUERDOS, habla de la impecabilidad de la palabra. En el primer acuerdo, menciona que la mente es como un campo fértil y las palabras son semillas que son sembradas en ese campo y que dará frutos abundantes. El problema es que muchas veces no nos damos cuenta de la calidad de semillas que estamos sembrando en los campos, tanto en el nuestro propio, como en el de otras personas.

 

¡Como líder tienes una responsabilidad tremenda! Tienes en tus manos la responsabilidad de la calidad de semillas que siembras en sus campos. ¿Y sabes qué pasa? ¡Que la gran mayoría de los líderes no usa esta tremenda herramienta a su favor! Jurgen Klaric en su libro VENDELE A LA MENTE, NO A LA GENTE hace mención de esto, y dice que hay líderes y “coaches” que le dicen a las personas “no sirves para nada”, “eres un perdedor”, “Fulano de tal es mejor que tu”, “si no puedes, mejor vete” aduciendo con estas actitudes la intención de retar al otro, que se sienta desafiado y entonces se impulse. Pero la verdad es que no lo logran. Con este tipo de semillas, ¿qué calidad de planta estás sembrando? Si. Una planta de miedo, angustia, incertidumbre, estrés. Y ahora, si tu empresa está llena de este tipo de plantas, ¿cómo está el clima de tu organización?, ¿cómo está el compromiso de tu equipo?, ¿cómo están tus indicadores de productividad?, ¿y de rotación de personal?

 

¿Qué tanto poder tienen nuestras palabras? A través de las palabras hubo alguien que hechizó a toda una nación y generó una guerra mundial. Chavos que cantan maravilloso pero que, como la gente les decía que no lo hacía tan bien, pues no se animaban a cantar (¿has visto el video de la audición a THE X FACTOR de Christopher Maloney? Da clic aquí para que comprendas de lo que hablo, y ¡disfrutalo!). Gente saludable que recibe un comentario de un amigo cercano “veo en tu semblante el color de los que acaban muriendo de cáncer” y ¡zas! ¡En menos de un año desarrollan esta tremenda enfermedad y mueren! Por otro lado, como te comentaba en mi artículo ¿Y SI CONFIAS EN TU PERSONAL?, si tu depositas tu fe en el otro de manera positiva, el otro se va a sentir fuerte, valeroso, capaz… ¡¡¡y será un colaborador modelo!!! (para leerlo da clic aquí)

 

No te puedo decir que es bien fácil modificar tus palabras, la realidad es que es nadar contra corriente durante los primeros meses, es todo un reto, pero créeme algo: cuando tu identificas tu patrón de pensamientos y cómo los puedes cambiar, empiezan a modificarse, y ellos generan palabras diferentes, tus palabras generan acciones diferentes y tus nuevas acciones generan resultados diferentes. ¡¡¡Y el coaching es una herramienta espectacular para lograr todo esto!!! Como Rocío, que es excelente en su trabajo pero era, como dicen, de “mecha corta” y a través de un proceso de coaching logró identificar sus pensamientos y modificarlos, con lo que logró un cambio en su comunicación y en su interrelación, tanto con su equipo de trabajo, como con sus pares gerenciales, lo que ayudó a que alcanzara mejores resultados y que además la colocó como candidata a ocupar un puesto aún más alto en la organización para la que trabaja.

 

¿Quieres saber cómo se trabaja un proceso de coaching, y todo lo que puede hacer a tu favor? Simplemente da clic aquí y ¡listo! Será un privilegio acompañarte en este camino a tu transformación.

 

 

 

 

 

Leave A Response

* Denotes Required Field