time-management2De acuerdo con la autora Laura Vanderkam en su libro “Lo que hace la gente exitosa antes del desayuno”, muchas veces pensamos que por el hecho de trabajar más tiempo, somos más efectivos, pues nuestro razonamiento es: «trabajo 70 u 80 horas a la semana, ¡wooow!» Sin embargo, según estudios científicos, se demuestra que la realidad es que trabajamos efectivamente mucho menos horas de las que pasamos en la oficina. “En un estudio publicado en la edición de junio de 2011 de Monthly Labor Review, en el que se compararon las semanas estimadas de trabajo con los diarios escitos por las personas, se comprobó que la gente que decía que su semana laboral “típica” era de más de 75 horas, en realidad trabajaba una veinticinco horas menos”, dice la autora. Me llama la atención sobremanera lo que dice con relación a que vivimos en un mundo sumamente competitivo en donde mientras más tiempo pasemos en la oficina, somos vistos como más profesionales, incluso, como más SEXY.

Pero vamos a la realidad, decíamos que trabajas 25 horas menos de lo que dices que trabajas. ¿Cierto? Esto significa que estás desperdiciando 25 horas a la semana, estás dejando de aprovechar este tiempo, estás dejando de compartir con los tuyos, ¡¡¡estás dejando de buscar tu propio crecimiento!!! Y esto sucede porque se te va el tiempo en hacer trivialidades, cosas que no aportan valor a tu trabajo, o sea, cosas que crees que son trabajo pero no lo son en realidad. El correo electrónico por ejemplo: “de acuerdo con un reporte del Instituto McKinsey Global sobre economía social en 2012, los trabajadores intelectuales invierten veintiocho por ciento de su tiempo revisando la bandejas de correo electrónico. Según la empresa de seguridad móvil Lookout, cincuenta y ocho por ciento de los usuarios de teléfonos inteligentes dicen que no dejan pasar un ahora sin revisar sus aparatos. Y no estamos hablando nada más de las horas que permanecen despiertos. Lookout reportó que cincuenta y cuatro por ciento de los usuarios revisan tus teléfonos aún estando en la cama. Casi cuarenta por ciento dice que ve el teléfono en el baño; nueve por ciento admite que le echa un vistazo al celular en medio de un servicio religioso. Buena parte de esta conectividad constante implica la revisión del correo electrónico porque, ¡bueno! De cierta forma, tenemos la impresión de que ver nuestros correos en parte del trabajo. No obstante, si revisar el celular diez veces por hora significa que para escribir una presentación se necesitarán dos horas en vez de una, resulta difícil decir que éste es un mejor aprovechamiento del tiempo que si se escribe media hora, se revisan los correos 15 minutos, se escriben otros treinta y luego se ven videos de gatitos cuarenta y cinco minutos seguidos.”

Concuerdo con Laura Vanderkam cuando dice que tomamos cierto tipo de decisiones cuando sabemos que contamos con todo el tiempo del mundo, pero si supiéramos que solo tenemos 50 o 55 horas a la semana para trabajar, evidentemente tomarías decisiones mucho más inteligentes. Y te remito a la película de EN BUSCA DE LA FELICIDAD, el protagonista tenía menos tiempo que sus compañeros porque tenía que salir temprano de la oficina, así que él no se podía dar el lujo de perder su valioso tiempo en trivialidades, y logró ser el mejor y el más efectivo. Se llama “Sentido de Urgencia”, el mismo que te da a ti cuando debes de dejar todos tus pendientes solucionados hoy porque mañana sales de vacaciones! Con esto me queda clara la razón que tiene Carlos Slim en estar proponiendo semanas laborales de 3 días en vez de 5 (incluso 6).

Estoy lanzando mi taller online de TIME MANAGEMENT Y GESTIÓN DE LA PRODUCTIVIDAD, donde te daré las herramientas más efectivas para hacerte experto en manejo de tu TIEMPO y de tus colaboradores.

Te voy a revelar la técnica para que seas una persona altamente productiva y seas capaz de hacer lo que siempre has querido. ¿Quieres saber más? ¡Da CLICK AQUI!